Google+ Followers

Google+ Followers

quinta-feira, 29 de julho de 2010

LIBERDADE

Seis horas en posición de firmes delante del Palacio de la Cultura Popular de Pyongyang (Corea del Norte) ha sido el castigo impuesto a los jugadores de la selección de fútbol tras su eliminación en el Mundial. Peor destino ha sufrido su entrenador, que ha sido castigado a trabajos forzados. Así lo recoge el diario italiano La Repubblica, según una información de Radio .

    El delito: traicionar la confianza del Querido Líder - título propagandístico del jefe del estado coreano Kim Jong-il - tras una deshonrosa participación en Sudáfrica. Solo se han salvado del castigo Jong Tae-se, la estrella del equipo y que lloró en el primer encuentro mientras sonaba el himno nacional, y An Yong-hak, que viajó directamente a Japón. Los norcoreanos cayeron eliminados en la fase de grupos tras perder los tres partidos.
Nota:1-Que dirá o Sr. Bernardino Soares, do PCP , a isto?Ele não diz que a Coreia do Norte é uma bela democracia?
Nota:2-Que nos dirá o antípodas Madaíl , agora com o grave processo disciplinar do Queiroz? Querem apostar que nada?


1 comentário:

JOÃO SENA disse...

NADA MELHOR QUE UMA "DEMOCRACIA" MUSCULADA, poderia dizer Bernardino Soares.